+34 910 340 663

BLOG DIALIBRE

CONTROLA TU DIABETES Y VIVE PLENAMENTE ACTUALIDAD Y DIABETES-1 DEPORTE Y DIABETES-2 NUTRICIÓN Y DIABETES-3 PSICOLOGÍA Y DIABETES-4 TRATAMIENTO Y DIABETES-5 TU VIDA CON DIABETES-6

TRATAMIENTO Y DIABETES

03 AGOSTO 2020

Información general sobre diabetes (II): ¿cuándo se tiene la glucosa alta o la glucosa baja?

Cuando tienes diabetes, es muy importante mantener la llamada normoglucemia. Esto significa que no debemos tener los niveles de glucosa ni demasiado altos ni demasiado bajos, estando en los niveles que se consideran normales para una persona sana.

Mientras más tiempo estemos en rango, habrá un peligro menor de hipoglucemias (por tener niveles muy bajos) y evitaremos las complicaciones que se derivan de las hiperglucemias (cuando tenemos niveles muy altos). Pero ¿de qué rangos hablamos?

En una persona normal, la normoglucemia se encuentra entre 70 mg/dl (en los puntos habitualmente más bajos, como antes de comer) y 140 mg/dl (los puntos más altos, que suelen producirse unas dos horas después de comer, cuando hemos asimilado buena parte de los hidratos que hayamos ingerido).

No obstante, el rango se considera diferente para una persona con diabetes. Por precaución, consideraremos que estar por debajo de 80 mg/dl antes de comer (¡o en cualquier otro momento del día, claro!) nos sitúa en riesgo de hipoglucemia. Del mismo modo, mientras que en ayunas una persona sin diabetes puede alcanzar los 100 mg/dl, el listón de lo denominado normal se coloca con diabetes en 130 mg/dl.

En cuanto al límite superior, se considera que si tras una comida se pasa de 180 mg/dl estamos entrando en terreno hiperglucémico.

Por supuesto, todo esto de forma genérica, ya que nuestro médico puede recomendar límites más ajustados según nuestra situación, si ve necesario un mayor control de la diabetes (como por ejemplo en el embarazo).

Si en lugar de mediciones inmediatas nos referimos a la prueba de la hemoglobina glicosilada, que nos ofrece una visión de los últimos 3 meses, se considera que una persona no tiene diabetes si la prueba ofrece un resultado menor al 5,6%, mientras que habrá un diagnóstico de diabetes si alguien supera el 6.5%. Entre uno y otro (de 5.7 a 6.5%), estaría un nivel de prediabetes, habitual antes de desarrollar la diabetes tipo 2.

Una diabetes bien controlada debe ofrecer un resultado menor al 6,5%.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR